QUIEN ENTRE AQUÍ ¡ABANDONE TODA ESPERANZA! CriSishoy: LOS PALABRAS Y LOS COSAS nO VaN BiEn

10 junio 2005

LOS PALABRAS Y LOS COSAS nO VaN BiEn

Este post está dedicado a Bicha, su inspiradora

No. No hay error en el título -como tampoco lo hay en los pruritos poéticos de nuestro Gobierno. Hoy les voy a hablar, caballeros, de la "logotecnia", término que se define así: dícese de la manipulación de conceptos genéricos evidentes y de su sustitución por otros formalmente vacíos y retóricamente biensonantes.
Con esta estrategia, el Gobierno pretende convertir sus mentiras en verdades, mediante el desplazamiento de su núcleo de significado por obra y gracia de los técnicos de la imagen y de la palabra.
Vamos por orden de mendacidad conceptual.

-Con el nº 1. "ALIANZA DE CIVILIZACIONES": palabro con tintes dialogantes, cuyo significado último constituye un misterio para la inteligencia, pos naiden sabe quién tié que firmar la alianza ni en base a cualo ni qué es eso de civilizasiones.

-Con el nº 2 "EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA": esta maravilla de reciente creación educativa no es ni sintácticamente correcta. "Educación de la ciudadanía" sonaba demasiado paternalista". "Educación cívica" demasiado trillada. Asín que, pos se dice "para la ciudadanía" y así no ay dios vendito que sepa lu que es.

-Con el nº 3 "SOLUCIONES HABITACIONALES": como la promesa de construir vivienda pública era, sin más, una mentira, se decidió hacer creer al personal que no había entendido bien el significado de vivienda, que ahora pasa a ser una solución habitacional, que es una aberración inigualable que atenta contra el entendimiento y el buen castellano. Así, pues, más de uno dice al regresar a casa: "me voy pa mi solución abitacionar"; o cuando dos se conocen se hacen la siguiente propuesta: "¿En tu solución habitacional o en la mía?"

-Con el nº 4 "TERRORISMO INTERNACIONAL": con el pudor típico del postmoderno, Zapatero quiere erradicar de la opinión pública el concepto de "terrorismo islamista" por parecerle inadecuado vincular el terror islamista con el islamismo que lo promueve. Así, nos conmina a decir "internacional", como quien habla de una multinacional de la muerte al hablar de Alqaeda.

Hay más, pero debo detenerme o no terminaría nunca. Hay una máxima de Occam que ha pasado como un axioma a la ciencia moderna: No multiplicar los entes. Es decir, si hay dos teorías que explican un mismo hecho, la más sencilla es la mejor. El Gobierno hace justo lo contrario; todo sea por vaciar el lenguaje y manipular los conceptos. ¡Oh, cuán creativos!
Sin embargo, no puedo dejar de hacer esta advertencia: no llamar a las cosas por su nombre puede costar caro, porque eso puede hacernos errar al señalar al culpable.

<>RUI, EL PEQUEÑO CID<>